Página Principal > Turismo
Cónsul General Yu Bo publica artículo de opinión sobre el desarrollo de los derechos humanos de China y del mundo

2017-12-11

El Cónsul General de la República Popular China en Tijuana Yu Bo publicó el 9 de diciembre en el periódico El Mexicano un artículo de opinión bajo el título "Concepción china en el desarrollo de los derechos humanos del mundo". A continuación el texto íntegro del artículo.

Los pájaros vuelan adelante con el sol y se pierden con la niebla. En este invierno, todo el mundo presta de nuevo su atención en China. La causa de los derechos humanos debe avanzar según las circunstancias actuales de cada país y las demandas de cada pueblo. Los países en desarrollo tienen que persistir en la elevación del nivel de la garantía de los derechos humanos en combinación con lo universal y lo especial de ellos. Esas palabras del presidente Xi Jinping en la carta de felicitación al Primer Foro de los Derechos Humanos de los Países en Desarrollo, como un brote verde bajo el sol de invierno, auspician al desarrollo de la causa de los derechos humanos de los países en desarrollo y de todo el mundo.

Cinco conceptos interpretan el desarrollo de los derechos humanos con peculiaridades chinas. Considerando el pueblo como el núcleo y los intereses populares como lo preliminar, China siempre tiene como el objetivo la búsqueda de la vida mejor para el pueblo. Bajo el firme liderazgo del Partido Comunista de China, más de 1,300 millones de población ha salido de la hambruna, más de 800 millones de personas se han liberado de la pobreza y se han creado más de 770 millones de empleos, estableciendo el sistema de educación, garantía social y democracia básica en mayor escala, por lo que el desarrollo de los derechos humanos de China ha logrado múltiples éxitos extraordinarios. Arraigado en más de 5000 años de la cultura tradicional y proveniente de más de 170 años de prácticas arduas en la época moderna, especialmente en los últimos 40 años desde la Reforma y Apertura después de la fundación de la Nueva China, el desarrollo de los derechos humanos con peculiaridades chinas siempre considera la realidad del país como su base importante; el pueblo como su núcleo, insistiendo en el perfeccionamiento del sistema democrático para impulsar la prosperidad conjunta; el desarrollo como su tarea preliminar, adhiriéndose a complementar el concepto de desarrollo basado en la innovación, coordinación, ecología, apertura y el compartimiento con el fin de mejorar obras de subsistencia, llevar a cabo Objetivos de Desarrollo Sostenible para 2030 de la ONU, eliminar la pobreza y garantizar que todo el pueblo comparta del desarrollo conjunto; la gobernanza del país según la ley como su rienda de avance, perfeccionando el sistema jurídico del socialismo con peculiaridades chinas y defendiendo los principios fundamentales de la ley internacional de acuerdo con la Carta de las Naciones Unidas y oponiéndose a la politización de los derechos humanos y doble estándar en el escenario internacional para salvaguardar la igualdad y la justicia del mundo; la apertura como su fuerza motriz, siguiendo desempeñando como el promotor y defensor del multilateralismo global, globalización económica y la diversificación de las civilizaciones, respetando el camino y la modalidad de derechos humanos propios elegidos independientemente por cada país y abogando por hacer realidad negociaciones basadas en la igualdad y respeto mutuo a fin del intercambio, aprendizaje y progreso mutuos y conjuntos.

Cuatro pensamientos impulsan el desarrollo de los derechos humanos del mundo. En la actualidad, frente al déficit de la paz, el del desarrollo y el de los derechos humanos, problemas de injusticia, intolerancia e inestabilidad y el desarrollo desequilibrado, incoordinado e insostenible, algunos países siempre han intervenido en los asuntos internos con excusa del tema de los derechos humanos. Los países en desarrollo, incluido México y China, siguen constituyendo una fuerza imprescindible en el progreso de los derechos humanos. Para impulsar el establecimiento de un nuevo tipo de las relaciones internacionales basadas en el respeto mutuo, la equidad y la justicia, y la cooperación y el ganar-ganar y la construcción de la comunidad de destino de la humanidad, tenemos que persistir en impulsar el desarrollo de los derechos humanos a través de la paz, defendiendo los principios de la Carta de las Naciones Unidas y los principios internacionales de la soberanía, integridad territorial y no intervención en los asuntos internos, consolidando los pilares de las relaciones internacionales sobre el multilateralismo y sistema de seguridad colectiva, forjando las asociaciones de diálogo en lugar de conflicto y amistad en lugar de alianza, persistiendo en el principio de solución de disputas y discrepancias con los diálogos y negociaciones y estableciendo un nuevo concepto de seguridad conjunto, integral, cooperativo y sostenible con el fin de encarar las amenazas globales tales como terrorismo, seguridad de internet y cambio climático; impulsarlo a través del desarrollo, considerando la eliminación de pobreza como el núcleo de desarrollo, abarcando la complementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible para 2030 de la ONU en la estrategia de cada país, aprovechando de las nuevas revoluciones tecnológica e industrial, acrecentando en mayor medida la asistencia gubernamental, remisión de déficit y transferencia de tecnologías y salvaguardando la economía abierta para promover la globalización económica aún más abierta, inclusiva, compartida, equilibrada y de ganar-ganar; impulsarlo con la cooperación, considerando el impulso del desarrollo humano como el núcleo de los derechos humanos y aprovechando la cooperación de igualdad como la forma fundamental para combinar lo universal y lo especial de los derechos humanos de cada país; e impulsarlo de acuerdo con la justicia, elevando la representación y el derecho de voz de los países en desarrollo en el sistema de gobernanza de los derechos humanos para que la cooperación en este ámbito pueda satisfacer demandas de los países en desarrollo y se materialice la configuración de la gobernanza de los derechos humanos más justa y razonable.

China ha logrado éxitos extraordinarios en la cooperación e intercambio internacional en materia de los derechos humanos. En los últimos 5 años, China ha participado activamente en la gobernanza internacional de los derechos humanos para impulsar la construcción de un sistema mundial de los derechos humanos más justo, razonable y eficiente. En China se han celebrado continuamente el Foro de los Derechos Humanos en Beijing, seminarios conmemorativos del 30 aniversario de la Declaración de Derecho de Desarrollo, etc. El Consejo de Derechos Humanos de la Naciones Unidas abarca el concepto de la construcción de la comunidad de destino de la humanidad y otros conceptos fundamentales del desarrollo chino en sus decisiones. Siendo elegida como el miembro de este Consejo durante el periodo 2017-2019 y reelegida como miembro del Comité de Organizaciones No Gubernamentales de la Naciones Unidas, China ha aceptado varias deliberaciones sobre el desempeño de la Convención sobre los Derechos del Niño, Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer, Convención contra la Tortura y Otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanas o Degradantes y Convención Internacional sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación Racial, y ha realizado más de 50 diálogos de los derechos humanos con los países occidentales y los en desarrollo. Al mismo tiempo, China ha publicado el Plan de Acción de China en los Derechos Humanos 2016-2020 y los libros blancos en los derechos humanos, y ha implementado activamente Agenda de Milenario de Desarrollo y Agenda de Desarrollo Sostenible para 2030 de la ONU, brindando múltiples asistencias a los países en desarrollo: hasta el año 2016, China ya ha proporcionado más 62 mil millones de dólares, ayudando a la implementación de los objetivos milenarios para más de 120 países en desarrollo.

De la moral nace la sabiduría, y de la sabiduría crece el sueño. Todas las personas cuentan con los derechos humanos, lo que es el gran sueño de la sociedad humana, entonces la defensa de los derechos humanos constituye una de las esencias más importantes del concepto chino de la construcción de la comunidad de destino de la humanidad. En el XIX Congreso Nacional del Partido Comunista de China recién celebrado en Beijing, China plasma un gran diseño del desarrollo del país, lo que contribuirá al impulso del desarrollo y progreso de los derechos humanos del país y de todo el mundo.

Para sus Amigos
  Imprimir